Artículos guardados
Bancos centrales y crecimiento económico

Finanzas

Bancos centrales y crecimiento económico

Las tensiones en las negociaciones entre EE. UU. y China en materia comercial han superado las expectativas y parece que pueden seguir haciéndolo durante algún tiempo más.

Tras las últimas maniobras para ejercer presión sobre el gobierno chino y así forzar un acuerdo lo antes posible, Trump incluyó la empresa tecnológica HUAWEI en la lista de compañías no gratas en EE. UU. Lejos de lograr su objetivo, las reacciones aplicadas por China han evidenciado, entre otras cosas, su elevada resiliencia, así como el hecho de que controla el mercado de determinadas materias primas, esenciales para la fabricación de componentes tecnológicos, como son las tierras raras.

La publicación de los últimos datos macroeconómicos de finales de semana mostraban, por un lado, un dato del mercado laboral en EE. UU., que decepcionaba con la creación de únicamente 75 000 nuevos empleos, lejos de los 175 000 nuevos empleos esperados, mientras que los datos de producción manufacturera de China sorprendían al alza.

De este modo, parece que el conflicto ni será tan efímero ni tan desigual como, en primera instancia, se había pensado. Muchas son las voces que se están levantando en aras de evidenciar las consecuencias de las acciones tomadas en este conflicto, en gran medida, por el presidente norteamericano.

En este sentido, los principales gobernadores de bancos centrales han declarado recientemente lo siguiente:

  • En primer lugar, conocimos como el gobernador de la Reserva Federal, Powell viró su mensaje la pasada semana y hacía alusiones directas a las consecuencias que la guerra comercial podría tener sobre la evolución económica en Estados Unidos. Llegó a declarar que se debía pasar de una actitud «paciente» a una mucho más atenta a los riesgos derivados de esta situación y que sería necesario actuar en consecuencia, si los factores lo demandaran.
  • Por su parte, el presidente del Banco Central Europeo, Draghi, aplazaba su intención de incrementar los tipos, al menos hasta el primer trimestre de 2020, ante el empeoramiento de las perspectivas de crecimiento, ocasionado por la guerra comercial y el consiguiente aumento del proteccionismo. De hecho, según indican fuentes de Reuters, en el BCE hay disposición incluso a bajar los tipos, si los datos de crecimiento e inflación no mejoran en los próximos meses.

Las decisiones de los gobernadores, así como los acontecimientos geopolíticos que los motivan, se trasladan a los mercados financieros, generando movimientos en los mismos. Dichos movimientos pueden ir provocando aumentos bruscos de la volatilidad, si se interpretan en clave negativa. Tal como se observa en el siguiente gráfico, la evolución comparativa del Eurostoxx 50 y del S&P 500 tiene una clara relación con la evolución de sus volatilidades (gráficos inferiores). El siguiente gráfico muestra datos desde 2014, momento en que se compaginaron los programas Quantitive Easing (expansión cuantitativa) tanto en EE. UU. como en Europa:

Comparativa evolución eurostoxx 50 vs S&P 500

Bancos centrales

Fuente: Bloomberg.

Se observa con claridad como un aumento de la volatilidad se traduce en correcciones, en los mercados de renta variable, y como, en los momentos en los que la volatilidad se relaja, las valoraciones de los activos cotizados aumentan de forma paulatina.

Así, los bancos centrales parecen estar dispuestos a retomar el protagonismo, si el entorno lo requiere, y eso puede traducirse, de forma generalizada, en una situación de cierto respaldo, que suele venir acompañado de mejoras en las valoraciones de los activos de renta variable.

¿Cómo afectan estas decisiones a los mercados de renta fija? Hay dos acciones fundamentales que pueden ejercer los bancos centrales y que afectan de forma directa a la valoración de los mercados de deuda:

  • Las decisiones en materia de política monetaria tienen un impacto directo en las valoraciones de los activos. Recordemos que un incremento de los tipos oficiales produce una caída de las valoraciones de los bonos en el mercado secundario, ya que la rentabilidad que estos ofrecen no es tan atractiva como lo serán las nuevas emisiones de deuda en este nuevo entorno de tipos.
  • No obstante, se produce otro efecto al implantarse medidas adicionales a la política monetaria, como son los programas de compra de activos, mediante los cuales se pretende soportar el nivel de precio de los mismos, gracias a las compras que los bancos centrales realizan en el mercado. Este efecto provoca que la demanda de determinadas emisiones sea muy superior a la que surgiría por el propio efecto del mercado, por lo que las rentabilidades que ofrecen estos activos terminan siendo inferiores a las que ofrecerían en condiciones normales.

El caso más impactante es el que se produce cuando el banco central está comprando deuda y manteniendo políticas monetarias acomodaticias (tipos oficiales bajos), y, al mismo tiempo, las tensiones políticas sacuden los mercados, haciendo que los retornos ofrecidos por activos de renta variable no compensen el riesgo asumido. En ese escenario, las emisiones de deuda las contratan los inversores como valor refugio, dado que el emisor, que suele ser un Estado, ofrece elevadas garantías a los inversores de recuperar el capital invertido. El Bund (bono alemán a 10 años) es un claro ejemplo de esta paradoja, sobre todo desde el incremento de las tensiones entre EE. UU. y China desde finales de 2018:

Bancos centrales

Fuente: Bloomberg.

¿Extensión de los estímulos?

Los bancos centrales tienen la misión de aportar las condiciones necesarias para que el crecimiento económico y/o la tasa de inflación de sus áreas económicas se sitúen en niveles controlados, tanto en momentos de excesivo crecimiento como en escenarios contrarios, por lo que tienen el mandato de dotar de estabilidad a los mercados de capitales y financieros.

Tal como se observa en los gráficos siguientes, los mercados han mostrado una tendencia alcista desde el pasado 2009, es decir, el periodo en que se aplicaron los estímulos.

Evolución S&P 500

Bancos centrales

evolución eurostoxx 50

Bancos centrales

Fuente: Bloomberg.

Por ello, no se descarta que la extensión de estas medidas acomodaticias favorezca la evolución de los mercados de renta variable, al presentarse oportunidades para obtener rentabilidades, si se seleccionan las posiciones adecuadas.

Recuerden que la construcción y el seguimiento de una cartera de inversión no es una tarea sencilla, ya que los riesgos son múltiples y variables. Por ello, les recomendamos como siempre que inviertan en empresas que ofrezcan buenas bases fundamentales, que diversifiquen sus posiciones, que inviertan en activos líquidos —los fondos de inversión pueden ayudar en este sentido— y que se asesoren por profesionales del mundo de las finanzas. En Caja de Ingenieros, ponemos a nuestro equipo a su disposición para acompañarles en este camino de inversión y acercarles así cada vez más a sus objetivos a largo plazo.

Leave a Comment

Utilizando este sitio, estás aceptando el uso de cookies Mas información

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close