Artículos guardados
“Mañana”, el documental para cambiar el mundo hoy

Actualidad Economía sostenible

“Mañana”, el documental para cambiar el mundo hoy

A pesar de que solo nueve personas fueron al estreno de “Mañana”, el documental para cambiar el mundo hoy, cinco meses más tarde se ha convertido en un fenómeno social. “Mañana”, una road movie que pone el foco en la lucha contra el cambio climático mediante ideas y personas innovadoras alrededor del mundo

Una road movie global para una profecía apocalíptica

En 2050, el mundo será distinto. No tendremos el combustible y la energía que tenemos hoy, ni tendremos el acceso al agua tal y como lo tenemos ahora.

Tras una publicación en 2012 de la revista Nature en la que se vaticina una catástrofe planetaria, una intensa limitación de recursos y la desaparición de parte de la humanidad hacia el 2100, los directores, Cyril Dion y Mélanie Laurent, plantean este documental para mostrar nuevas soluciones y personas innovadoras que están cambiando la manera de hacer las cosas —en la agricultura, la economía, la energía, la política y la educación— y que podrían, en consecuencia, cambiar el mundo e impedir tal profecía apocalíptica.

 SI QUIERES CAMBIAR LAS COSAS, NO HAGAS SIEMPRE LO MISMO

El documental pretende responder a la pregunta “¿qué podemos hacer ante tal situación?” y movilizar a los ciudadanos para que se conviertan en agentes del cambio mostrando ejemplos por todos los continentes.

  • Agricultura Urbana en Detroit (USA)

El objetivo es que buena parte de las verduras y frutas que consumen los vecinos se cultiven en la ciudad por los mismos habitantes. Dado que la mayoría de la población vive en zonas urbanas, ¿por qué cultivamos la comida tan lejos y la transportamos desde cientos y miles de kilómetros? El impacto sobre el medioambiente es terrible.

Es un desafío abastecer de alimentos a los habitantes de las ciudades del futuro.

  • Permacultura en Normandía (Francia)

Se trata de microgranjas que cultivan sin petróleo, sin energía fósil, es decir, no utilizan tractores ni gasolina. No se trata de una idea romántica, sino de una necesidad para abastecer de alimento a la humanidad el día de mañana. Han recuperado técnicas que se utilizaban ya antes de la industrialización. Con herramientas simples y manuales pero innovadoras, se ha podido demostrar que cultivándolo todo a mano en un terreno pequeño se produce lo mismo que con un tractor en un terreno mucho más grande.

  • Ecodistritos en Copenhague (Dinamarca)

Las nuevas energías nos rodean, y Copenhague quiere ser la primera capital sin emisiones. Si millones de pequeños productores sacaran partido del sol, del viento, de la biomasa y de la energía geotérmica, y los juntáramos a todos en una economía horizontal, superarían, de largo, a las plantas nucleares.

  • Vertedero en San Francisco

La ciudad de San Francisco tiene como objetivo generar cero residuos, o sea, intentar que nada vaya al vertedero o que sea incinerado. Los habitantes y negocios están obligados a participar en el reciclaje y el compost, y por no hacerlo bien se los puede multar. Se les pasa una factura mensual por la recogida de basura, y luego reciben una compensación por hacerlo bien. En San Francisco, el basurero no ve basura, ve sobras de comida para el compost, ve papel, ve energía. Todo lo que procede de la tierra se devuelve a la tierra.

Debemos reconsiderar el sistema económico. ¿Cómo podemos generar riqueza y empleo sin destruir el planeta?

El documental sigue mostrando ejemplos y soluciones que ya están funcionando hoy en algunos lugares del mundo.

Muestra, por ejemplo, cómo en Totnes (Inglaterra) se han inventado literalmente una moneda alternativa que sirve para comerciar en la economía local; el caso de un pueblo en la India, donde, a pesar del sistema de castas, todos, gracias al alcalde (intocable de nacimiento), colaboran y trabajan para mejorar su economía y la educación de los jóvenes.

Quizás no exista la escuela perfecta, ni la economía perfecta, ni la democracia perfecta, pero el documental nos acerca a una nueva visión del mundo. Una visión en la que el poder y la autoridad no son el privilegio de unos pocos, sino que todo está conectado como en una red interdependiente, como en la naturaleza.

No se trata de un documental ecológico, sino de un documental por y para el cambio. El cambio para mañana que podemos empezar hoy.

Leave a Comment