Artículos guardados
La banca cooperativa cree en Europa

Cooperativo Economía sostenible

La banca cooperativa cree en Europa

Con motivo de las elecciones europeas del próximo domingo, la EACB (European Association of Cooperative Banks), de la que Caja de Ingenieros es integrante, ha publicado un Manifiesto en el que reafirma su compromiso con el proyecto europeo fundamentado en los valores de la democracia y el compromiso por un mundo mejor y más justo. Asimismo, la EACB reafirma la necesidad de apoyar el crecimiento económico y el desarrollo social de Europa, en los que el sector tiene un papel destacado como catalizador de la economía real, y de este modo contribuir a la estabilidad y fortaleza de Europa para poder ampliar su voz a escala global.

El Manifiesto pone sobre la mesa cuatro grandes retos:

1) Apoyo decidido por el crecimiento económico en Europa

La banca cooperativa está comprometida con la inversión y la financiación, con una perspectiva a largo plazo, para apoyar a los ciudadanos y a las empresas en el proceso de transición de las economías europeas ante los retos digitales, del medioambiente y la globalización. Para ello, es necesario un marco regulatorio y legislativo estable y enfocado a crecimiento, el cual permita una inversión del capital y la liquidez hacia la inversión más que meramente cumplir los requerimientos regulatorios.

2) Clima: finanzas verdes y sostenibles

La banca cooperativa apoya y lidera la lucha contra el cambio climático dando su apoyo a la EU Sustainable Finance Initiative. Es relevante que el reto climático requerirá importantes inversiones y, por ello, será necesario desarrollar incentivos para abordar la transición hacia una economía sostenible. Asimismo, es crucial desarrollar una taxonomía en las actividades relacionadas con el cambio climático que incluya estándares sobre bonos verdes. La taxonomía debería estar correlacionada con la economía real y las necesidades financieras reales, no ser excesivamente compleja o restrictiva y no desincentivar las decisiones de inversión por ello.

3) Protección de los ciudadanos

La banca cooperativa considera que el derecho a la protección de datos personales debe ser garantizado por la Unión Europea y debe ser reforzado en el contexto de relaciones internacionales especialmente por el contexto global, la digitalización y la disfunción tecnológica. La Unión de Mercados de Capitales (CMU) es un proyecto vital para asegurar la posición de Europa en la economía global y situar al euro como actor principal en dicha economía. Una divisa internacional se basa en un mercado de capitales integrado y es imprescindible reforzar la CMU para incentivar a los bancos europeos en su inversión en las empresas de la Unión y competir de forma eficiente con los mercados globales internacionales.

4) La arquitectura legislativa

En este contexto destacan 4 reflexiones:

  • La estabilidad y seguridad regulatoria. La banca cooperativa ha realizado un esfuerzo ingente en su adaptación a la nueva arquitectura regulatoria y a la mayor intensidad supervisora. La regulación financiera no debería ser un objetivo en sí misma, sino que debe entenderse desde un contexto competitivo y de crecimiento.
  • Una mayor simplicidad, coherencia y factibilidad. Los bancos cooperativos hacen un llamamiento por una regulación eficiente y capaz de fortalecer el crecimiento económico. Por ello, es preciso que la regulación se enfoque mediante el principio de proporcionalidad del riesgo. En definitiva, una mejor regulación como principio que ya manifestó la Comisión Europea en octubre de 2018.
  • La evaluación de costes y beneficios de la regulación. Los bancos cooperativos promulgan la necesidad de hacer una evaluación rigurosa de la cuantificación del impacto económico de las iniciativas regulatorias tanto desde una perspectiva de las entidades como de los resultados obtenidos por la misma. Asimismo, dada la diversidad de modelos financieros, la regulación debería no inducir a una uniformización de los modelos bancarios que implícitamente la regulación sugiere.
  • Unas reglas del juego equilibradas. Los mercados financieros deben mantener unas reglas del juego equilibradas para que todos los participantes puedan tener las mismas oportunidades. La emergencia de la banca en la sombra (25 % de la cuota de mercado en Europa) y los nuevos actores en los mercados de pagos son ejemplos en los que una regulación asimétrica a escala global está distorsionando las capacidades de los bancos cooperativos. La regulación debería, por tanto, considerar los perniciosos efectos para la Unión de esta pérdida de competitividad si se mantiene el esquema no equilibrado de exigencia.

En definitiva, los bancos cooperativos asumimos nuestro compromiso con las personas, empresas e instituciones europeas para seguir aportando al crecimiento económico y desarrollo social de Europa.  Nuestros valores cooperativos, basados en la diversidad, proximidad, democracia, sostenibilidad, solidaridad y resiliencia,  nos han llevado a que uno de cada dos bancos en Europa sea banco cooperativo, dos de cada tres ciudadanos sean clientes y uno de cada cinco sea socio de un banco cooperativo europeo.  Esta proyección contribuye a una Europa más fuerte y con un sistema financiero más diverso, responsable y sostenible.

Joan Cavallé

Director general de Caja de Ingenieros

Miembro Comité Ejecutivo EACB

Leave a Comment

Utilizando este sitio, estás aceptando el uso de cookies Mas información

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close